Dueños obesos, mascotas gordas

La situación de los animales refleja a una sociedad. En Afganistán e Irak, países en guerra, los perros sufren violencia porque son utilizados en peleas o cazados hasta el exterminio.

En México y Estados Unidos, las naciones más obesas del mundo, los animales de compañía padecen sobrepeso, igual que sus dueños. En el país, 70% de los mexicanos adultos tienen sobrepeso, 35% de los mexicanos adolescentes tienen sobrepeso y 200 mil muertes estuvieron relacionadas con el sobrepeso en 2009, según el Instituto Nacional de Ciencias Médicas.

Los especialistas estiman que aproximadamente 24 a 40% de las mascotas en Estados Unidos tienen sobrepeso.

Gordos, pero ¿felices?

La obesidad se define como el incremento de peso arriba del 20% del peso ideal. La causa principal de este fenómeno es que el vínculo más fuerte entre la mascota y su propietario es la alimentación.

“La obesidad lleva en sí un fuerte lazo emocional asociado a la comida, pues se cree que para consentir a su perrito se le debe alimentar de más; en ocasiones el alimento se usa incluso como premio, y hasta se le da una porción extra al animal, si se porta bien”, asevera Roberto Vargas, gerente de mercadotecnia de la unidad animales de compañía de Pfizer Salud Animal.

Para combatir este padecimiento, se debe “comprender este lazo emocional relacionado con el alimento y sensibilizar al propietario sobre las consecuencias de sobre alimentar a su mascota”, comenta Vargas.